El Palacio de Dar al Horra, que fue residencia palaciega de la madre de Boabdil, será sometido a un proceso de limpieza para la retirada de grafitis de la fachada de este inmueble del siglo XV que este miércoles ha sido visitado por un equipo técnico de restauradores para conocer qué método emplear.
Ubicado en pleno corazón del barrio del Albaicín, declarado Patrimonio de la Humanidad, el palacete nazarí y su entorno será adecentado dado el estado de ‘degradación’ en el que se encuentra, han explicado la delegada del Gobierno andaluz en Granada, María José Sánchez, y el de Cultura, Pedro Benzal.
Ambos han señalado que será un trabajo ‘lento, costoso y profesional’ que conllevará una inversión de unos 60.000 euros. Aunque estaba previsto que este palacete fuera sede del consorcio del Milenio de la Fundación del Reino de Granada, la delegada ha dicho que probablemente no lo será.
Una vez restaurado, el inmueble podría ser utilizado por el Festival Internacional de Música y Danza o como sede del gabinete pedagógico, ha precisado el delegado de Cultura de la Junta. La actuación tratará de eliminar las pintadas en las zonas de muro de ladrillo y de tapial con métodos mecánicos y químicos.
En los cajones de tapial (los rectángulos), que ya están pintados, se quitarán a grosso modo las pintadas y se repintarán encima con una pintura al temple para tapar los restos, ha explicado Pilar Aragón, restauradora encargada de los trabajos.
Para ello, cinco personas trabajarán durante tres meses con el objetivo de limpiar los 67 metros lineales por dos de altura con que cuenta el edificio.
‘Será un trabajo lento y minucioso y sobre todo respetuoso con el monumento’, ha señalado la restauradora.
El proyecto de intervención pasará por la Comisión provincial de Patrimonio y se solicitará licencia de ocupación de vía pública al Ayuntamiento de Granada, según el delegado de Cultura, que dice que los trabajos comenzarán cuando tengan la licencia. (FUENTE: IDEAL)

Dos técnicos analizan los muros de Dar al Horra :: GONZÁLEZ MOLERO
Dos técnicos analizan los muros de Dar al Horra :: GONZÁLEZ MOLERO