El recorrido comienza al anochecer. A través de los patios más antiguos y decimonónicos, la guía del Cementerio de Granada nos narrará cómo era Granada en aquellos años. Y Javier, el actor, escenificará esos tiempos en los que la ciudad era rural y a la vez mágica.

Esta iniciativa une el pasado con el presente al establecer paralelismos políticos, culturales y sociales, y busca la complicidad del público.

En cuanto a las notas de humor, el objetivo es relativizar el miedo que tenemos a los cementerios, pasar un buen y descubrir una ciudad distinta, alternativa y diferente.

Todos los viernes de verano, a las 22.00 horas
Esta es nuestra historia ¡Ven a vivirla con nosotros!

Fotografía